Mañana Será Otro Día.

Puede que no hayas resuelto todo lo que querías resolver el día de hoy, lo bueno es que mañana será otro día. ¿En qué vas a insistir?, ¿qué vas a hacer diferente? Quizá vale la pena que te preguntes eso en la mañana, justo antes de iniciar actividades. Podrías agregarle: ¿qué quiero que esté resuelto hoy? o, si no lo puedo resolver hoy, ¿qué sí puedo hacer hoy para que avance en algo su solución? A veces tenemos que recordarnos algunas cosas para no dejar detenernos y darnos por vencidos. Muchas ocasiones hay que identificar lo que hay que dejar de hacer y no sólo aquello que está pendiente.

Mi punto el día de hoy es: fíjate con qué pensamientos inicias tu día, si te ayudan a mantener o aumentar un esfuerzo, si te recuerdan por qué y para qué quieres hacer algo y esto te ayuda a mantenerte motivado, ¡muy bien! Si no, cámbialos, a veces cambiar un pensamiento ayuda a que cambien un montón de cosas más.

GLM

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Cambio

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s